RECHAZAMOS LOS TRASLADOS PROVINCIALES FORZOSOS, PLAN 17/20

Tras la ejecución de los 19 primeros traslados provinciales forzosos dejan preparado el terreno (la empresa y sus socios sindicales CCOO y UGT) para un movimiento mucho mayor, hablan de hasta 120 nuevos traslados.

Actualmente en la empresa se está llevando a cabo una vuelta más de tuerca en esa dinámica de destrucción de empleo digno, con la colaboración de los firmantes del CEV. Quieren aplicar la movilidad geográfica forzosa antes de finalizar el año 2020 para todas aquellas personas que trabajan, viven y tienen su espacio vital en localidades con plantillas reducidas (primero de 1 a 3 personas y luego hasta 5 o más). Estas localidades, si no lo evitamos, se cerraran una tras otra y verán su plantilla trasladada a la capital de provincia.

De paso, bajo las amenazas de reestructuración, cambio de condiciones de trabajo o traslado forzoso, fuerzan al PSI (ERE fraudulento y obligatorio), que lejos de ser voluntario se convierte en un PSI forzoso y discriminatorio.

Estos movimientos empresariales no pueden quedar impunes, tenemos el deber de paralizar estos procesos de degradación del servicio telefónico, de destrucción de puestos de trabajo y desmantelamiento de la empresa. Desde esta unidad de acción sindical vamos a plantear diferentes acciones y movilizaciones siempre buscando impulsar la necesaria participación de la plantilla.

Es necesario que participemos y nos involucremos todos y todas. Los y las trabajadoras de Telefónica tenemos también una corresponsabilidad social en mantener y defender el empleo digno en un sector como el de las Telecomunicaciones. Que sirva como referencia y así impedir que la explotación laboral se extienda en todas las empresas del sector.

POR TODO LO EXPUESTO, EXIGIMOS:
Retirada del denominado Plan 17/20 y anulación de los traslados forzosos, antesala de mayores agresiones a la plantilla.

Exigimos un Plan de Creación de Empleo Real con una ampliación de puestos de trabajo, y garantía efectiva de empleo en todas las localidades y grupos profesionales. Incorporación de los compañeros y compañeras de las contratas a la plantilla de Telefónica, a través de convocatorias públicas y abiertas a toda la ciudadanía. Aquí no sobra nadie, hay que crear empleo.

Cierre de todas las Comisiones Interempresas y Territoriales, porque sólo sirven a los intereses de la empresa y a sus socios; y además sustraen las competencias propias de los Comités de Empresa, que son los órganos unitarios de representación electos por los/as trabajadores/as.

Llamamos a la plantilla a movilizarse ante este nuevo ataque, y también hacemos un llamamiento a la colaboración y solidaridad de todas las organizaciones y entes públicos locales que puedan estar afectados para evitar que Telefónica lleve a cabo este proceso, además de exigir más inversión en las redes telefónicas rurales, con garantía de servicio universal para toda la población, mantenimiento adecuado de las mismas y la creación de puestos trabajo dignos para garantizar un correcto servicio.